Páginas vistas en total

Nubes sobre el Mar

Nubes sobre el Mar
Cuadro pintado por mi hija pequeña

lunes, 14 de julio de 2014

Con pan y vino, se anda el camino.

Decía el otro día que tener exceso de dinero no trae más que problemas. Estoy convencida de que es mejor tener lo justo para cada día. Bueno, y una reserva en el banco por si acaso no viene mal. Pero es bueno acostumbrarse a vivir con lo justo. Por ejemplo, yo tengo sobrinos a los que les dan de paga lo que yo gasto en la compra para una semana y me parece una barbaridad. Creo que se ha perdido la medida de lo que es o no es normal. También veo niños pequeños que, no sólo tienen ya teléfono móvil, sino que andan con tabletas electrónicas de las de quinientos euros y sus padres tan satisfechos, aunque las utilicen para jugar.

Yo pienso que cada cosa tiene su momento y la gracia está en ir haciendo descubrimientos poco a poco. Pasar de lo más sencillo a lo más complicado respetando los tiempos. Es como si empiezas a conducir en un ferrari. Lo normal es empezar con un coche utilitario pequeño y luego ir cambiando según mejora tu nivel de vida. Así, digamos que la ilusión se renueva una y otra vez. Mientras que si empiezas por arriba apenas lo disfrutas. Sobre todo es importante tener la impresión de que te lo has ganado. Las cosas que se consiguen con esfuerzo son mucho más valiosas. Entretanto, con pan y vino es suficiente para ir tirando.

6 comentarios:

  1. ¡Mmm! Pan y vino no es poca cosa. Menos el vinito :) ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De eso se alimentaban nuestros antepasados. Un beso.

      Eliminar
  2. Te doy la razón, estas nuevas generaciones no saben lo que es esforzarse por tener algo, todo lo tienen fácil y no lo valoran

    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo que no saben es que se disfruta mucho más lo que se consigue por uno mismo. Un beso.

      Eliminar
  3. Bueno...pan y vino, y patatas, y un lugar donde vivir, y un coche, y la lavadora, la nevera, la tele jaja. Es broma, entiendo lo que quieres decir.
    En mi opinión, lo básico para vivir que es alguna cosita más que pan y vino, no debería costar esfuerzo, sí trabajo claro, pero no un gran esfuerzo. Todo lo demás, los lujos, pues vale, creo que si necesitan un esfuerzo extra para conseguirse se valoran más, pero lo básico debería estar garantizado.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La palabra garantizado no me gusta mucho, la verdad. Porque entonces hay quien dice que tiene derecho a una vivienda digna sin pagar un duro y tampoco es eso. No sería justo para los que pagamos. Un beso.

      Eliminar

Espero vuestras opiniones siempre que vengan con educación y respeto.