Páginas vistas en total

Nubes sobre el Mar

Nubes sobre el Mar
Cuadro pintado por mi hija pequeña

lunes, 27 de mayo de 2013

El tercero en discordia

Cuando se habla de la familia y de la vida siempre se olvida a alguien. En el caso del aborto, es evidente, hay un ser humano dentro del vientre de la mujer que es diferente de su padre y de su madre. El hecho de que dependa de ella temporalmente no significa que sea una cosa. También los bebés recién nacidos son incapaces de sobrevivir por sí solos. De hecho, hasta los cinco años por lo menos. En el caso de la eutanasia parece que el protagonista sea el paciente, pero muchas veces no es cierto, o bien porque no está consciente o porque tiene las facultades mentales mermadas. Pero su muerte no sólo le afecta a él y a sus familiares, sino también al médico que la causa.

Cada vida humana tiene toda una red de relaciones e influencias en otras personas que queda rota cuando alguien desaparece. Dos cuñadas mías abortaron y yo todavía recuerdo a esos posibles sobrinos que no llegaron a nacer. En cuanto a la adopción homosexual, conviene saber que a los ciegos, sordos o paralíticos no les permiten adoptar niños. No porque piensen que son incapaces de quererlos, sino porque se busca unos padres que tengan la capacidad intacta al menos teóricamente para sustituir a sus padres biológicos. Aquí también hay un tercero en discordia. Más allá del deseo de una pareja está el futuro de un ser humano en ciernes.

5 comentarios:

  1. Tengo una amiga con minusvalía y su marido también. Saben que nunca podrán adoptar a un niño. Sin embargo, ellos serían unos padres excelentes.

    ResponderEliminar
  2. Creo que hay varios conceptos mezclados. Un homosexual no es una persona que tenga alguna minusvalía, es simplemente una persona con una orientación sexual determinada.
    De igual forma, no entiendo porqué un sordo no puede adoptar un niño, ó un ciego... no lo comprendo.
    Besazo

    ResponderEliminar
  3. Un discapacitado no puede adoptar porque se supone que no está en las mejores condiciones posibles para criar un niño. Con más razón yo creo que las parejas del mismo sexo no pueden sustituir a unos padres biológicos. Un beso.

    ResponderEliminar
  4. Tienes razón en que muchas veces se olvida a una de las partes implicadas en una cuestión.
    En el caso de la adopción, parece haber acuerdo en que debe prevalecer el bienestar del niño; eso no tiene por qué oponerse al respeto de los derechos que como ciudadanos tengan todos los ciudadanos. Así pues, habrá que revisar las legislaciones y normativas, para que todo el que esté en "condiciones de capacidad" para criar a un niño -lo cual incluye asistirle hasta la edad adulta-, pueda adoptarle. Ser capaz de amar, no implica que la persona esté en condiciones de capacidad para criar a un niño. Así, por ejemplo, las personas con escasos recursos económicos tienen niños, les crían, los sacan adelante, y muchas veces lo hacen mucho mejor que personas pudientes económicamente; pero es razonable no entregar a un niño en adopción, a una persona de escasos recursos económicos. En ese caso, parece que no hay discusión; pero si alguien aporta un elemento para discutir, hay que discutirlo. El caso de las personas con discapacidad es claramente discutible: ¿se trata de discapacidad intelectual, motriz, sensorial? ¿hasta qué grado? Hay personas discapacitadas completamente funcionales, con recursos de todo tipo, cuyas condiciones para criar a un niño serán mejores que las que pueda tener una institución del Estado o de cualquier Iglesia. Sería discriminatorio negarles ese derecho. En el caso de las personas o las parejas homosexuales, las razones que se aducen para negarles el derecho a la adopción, son por decir lo menos, ampliamente discutibles.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se trata de discapacitados sensoriales. Creo que un niño necesita una familia lo más parecida a la que hubiera sido su familia natural, lo cual sin duda incluye un padre y una madre, para empezar. Las condiciones económicas son un factor negativo, como pueda ser una invalidez pero son superables. En cambio el hecho de no tener un referente masculino y otro masculino sí que es algo que puede marcar su personalidad de por vida. Un beso.

      Eliminar

Espero vuestras opiniones siempre que vengan con educación y respeto.