Páginas vistas en total

Nubes sobre el Mar

Nubes sobre el Mar
Cuadro pintado por mi hija pequeña

jueves, 1 de agosto de 2013

Pan para hoy y hambre para mañana

Significa que las soluciones a corto plazo no sirven de mucho.  Por ejemplo, cuando se trata de educación. En las últimas leyes se han dado facilidades a los chicos para que pasen de curso con varias asignaturas suspendidas. Se supone que así les animan a seguir adelante. Pero si ya les cuesta llevar un curso normal, les costaría más aún sacarlo con asignaturas atrasadas porque no tienen los conocimientos básicos a partir de los cuales se desarrolla el temario. Creo que es algo evidente. Por tanto, la política cortoplacista no funciona. Tampoco en economía, donde las soluciones temporales no mejoran la situación general.

Los políticos tienen mucha afición a desarrollar programas de cara a las siguientes elecciones generales y así no es de extrañar que no salgamos adelante. Hay que procurar tener una cierta estabilidad en el país, que no dependa de los cambios del partido en el gobierno. También en la vida diaria conviene tener una cierta rutina que te asegure el bienestar a largo plazo y no ir improvisando con el riesgo de acabar mal. La madurez consiste también en eso, en saber planificar tu vida, tus fuentes de ingresos y tus relaciones durante años. Llevar una vida inestable puede ser estimulante pero no resulta práctico.

11 comentarios:

  1. vivir con estabilidad es bueno, sin duda
    Besazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y sentar unas buenas bases para el futuro. Un beso.

      Eliminar
  2. Pues sí, el pan para hoy nunca funciona ni a medio ni a largo plazo. Planificarlo todo tampoco garantiza nada, luego se te desmonta en un segundo, pero si que hay que pensar en el futuro y en sentar bases aunque no dejemos de disfrutar y vivir el presente.
    Lo de pasar de curso con asignaturas suspendidas, tú lo has dicho, es evidente que es un disparate por los motivos que das, pero parece ser que vivimos en el reino del disparate.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por eso un tercio de los estudiantes no consigue el diploma que le permita hacer estudios superiores. Un beso.

      Eliminar
    2. Estoy justamente en el área de la universidad que trabaja con esa locura: es una locura. No se trata de "todo o nada": quedar "debiendo" una materia que no es fundamental ni está seriada, puede deberse a circunstancias diversas y no afectar realmente; pero hay casos de personas que no deben una, ni dos, ni tres, y que deben materias fundamentales y seriadas. Lo peor no es tanto en que se metieron, sino que se les haya permitido avanzar. Ahora se toman cartas en el asunto y se han puesto "filtros" para dejar de vivir en "el reino del disparate", pero sí hay casos de locura. Un beso a las dos.

      Eliminar
  3. La educación no es ninguna frivolidad y los políticos, unos y otros, no deben tomárselo a la ligera. No es posible que siempre que gobierna un partido se produzca un cambio en los programas educativos. Así no vamos bien.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tendrían que consensuar un sistema que premie el esfuerzo. Un beso.

      Eliminar
    2. No, Susana, el esfuerzo hay que reconocerlo; pero hay que tener cuidado con la idea de premiarlo, luego tenemos calificaciones escolares obtenidas por "esforzarse" y no por conseguir el objetivo, sea el desarrollo de una competencia o algún otro, y así pasa igual que si se les dejara avanzar reprobando.

      Eliminar
    3. Bueno, es a eso a lo que me refiero, al esfuerzo para conseguir el objetivo, no para quedarse a medias. Un beso.

      Eliminar
  4. Yo tengo una vida rutinaria pero segura, para mi forma de ser es mejor así... no podría vivir con incertidumbres.
    Un besito Susana

    ResponderEliminar

Espero vuestras opiniones siempre que vengan con educación y respeto.