Páginas vistas en total

Nubes sobre el Mar

Nubes sobre el Mar
Cuadro pintado por mi hija pequeña

lunes, 19 de agosto de 2013

Donde hay patrón no manda marinero

Buena máxima que viene de tiempos pretéritos cuando la autoridad todavía significaba algo en España. Es bueno recordar que en cualquier empresa o trabajo donde uno se encuentre va a haber un superior y que no sirve de nada discutir sus consideraciones. Porque además, hoy en día no está la cosa para ir dejando trabajos e indisponerse con el jefe es la mejor manera. Llevándolo al ámbito de la familia, donde yo me muevo, teóricamente la autoridad de los padres debería ser indiscutible, y lo es más o menos hasta los diez años; luego ya empiezan las negociaciones. Así que esta frase pierde su valor en la adolescencia.

Pero eso no significa que haya que hacer dejación de responsabilidades porque, ya se sabe, que a nadie le apetece pasarse el día discutiendo, y menos después del trabajo. Pero los hijos siguen una norma: que cada tema que se pase por alto volverá a la conversación multiplicado por sí mismo. Es decir, que retrasar las discusiones es contraproducente. Un adolescente sólo entiende si se le habla de aquí y ahora. El futuro para ellos está en una nebulosa. Así que, aunque no nos agrade, hay que procurar no hacer nunca dejación del mando. La nave tiene que seguir teniendo un capitán que la guíe en tiempos de tormenta.

5 comentarios:

  1. Las normas claras son lo mejor
    Besazo

    ResponderEliminar
  2. Muy de acuerdo. Siempre ha sido así, quién tiene responsabilidades y quién hace que se cumplan, claramente, y la vida es así, montones de patrones y millones de marineros.

    Mejor obedecer que ir a la deriva.

    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Me gusta eso de "que cada tema que se pase por alto volverá a la conversación multiplicado por sí mismo". Dejar para después no conviene.

    ResponderEliminar
  4. Se nota tu experiencia, gran frase! "Cada tema que se pase por alto volverá a la conversación multiplicado por si mismo" que cierto es eso, lo del ya veremos, ya hablaremos etc que utilizamos a veces para escurrir el bulto y no enfrentarnos, luego se paga con creces, ellos lo interpretan a su favor siempre, y luego el ya veremos significa que les dijiste que sí. Voy aprendiendo a base de escaramuzas, tú me llevas ventaja.
    Besos

    ResponderEliminar

Espero vuestras opiniones siempre que vengan con educación y respeto.