Páginas vistas en total

Nubes sobre el Mar

Nubes sobre el Mar
Cuadro pintado por mi hija pequeña

jueves, 19 de febrero de 2015

Liarse la manta a la cabeza

Significa embarcarse en un proyecto arriesgado. Es decir, taparse ojos y oídos para emprender una acción. Se habla mucho estos días de los jóvenes españoles que se lían la manta a la cabeza y se marchan a trabajar al extranjero en cualquier cosa que les salga, aunque sean licenciados. Por una parte es una lástima que no puedan empezar su carrera laboral en España, pero por otra parte, creo que es una experiencia muy enriquecedora. Especialmente cuando van a trabajar en algo distinto a lo que han elegido. De este modo, salen de su  zona de confort y aprenden a valorar lo que tienen y a ser independientes, cosa que en otros lugares es muy habitual.

Los jóvenes españoles están sobreprotegidos por sus familias. Está bien que exista una unión familiar pero no hasta el punto de impedir que los hijos maduren. En Europa lo normal es que los chicos abandonen su casa a los dieciocho años y se hagan independientes, incluso aunque sigan estudiando. Para eso cuentan con ayudas o trabajos a tiempo parcial. También en los EE.UU. Sin embargo, en nuestro país algunos jóvenes se quedan en casa de sus padres hasta que dejan de ser jóvenes. Lo ideal sería que pudieran hacerlo sin abandonar nuestro país, pero tampoco creo que haya que tenerles lástima por salir a ver mundo y aprender a ganarse la vida.

4 comentarios:

  1. Pues no sé qué decirte. Yo siempre he sido un poquillo inquieta y me aburro de los sitios, así que sí me gusta eso de ver mundo y andar por ahí buscando aventuras pero también sucede que a veces uno está a gusto en un sitio y son las circunstancias las que le obligan a irse lejos. No todo el mundo lo ve como una experiencia enriquecedora sino como un desarraigo (o incluso gente que lo vería normalmente como una aventura puede estar en un momento de su vida en que no le apetezca ese cambio) y es triste que tengas que dejar todo atrás porque la situación te obliga. Un besote.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Algunos no querrían irse pero yo creo que es una experiencia enriquecedora de todas maneras. A veces la pereza o el miedo nos privan de cosas buenas. Un beso.

      Eliminar
    2. Sí. Es triste o al menos duro, irse por necesidad, porque no se ve más salida; pero incluso en ese caso, puede ser una gran experiencia, y creo que es "ideal" hacerlo para un joven que está empezando a hacer su vida. Pero la pereza o el miedo (sobre todo el miedo), ponen muchas trabas.
      Un beso a las dos.

      Eliminar
    3. Hay que mirarlo como una oportunidad. Un beso.

      Eliminar

Espero vuestras opiniones siempre que vengan con educación y respeto.