Páginas vistas en total

Nubes sobre el Mar

Nubes sobre el Mar
Cuadro pintado por mi hija pequeña

jueves, 23 de octubre de 2014

Javier Bardem y Penélope Cruz

Afortunadamente ya no viven entre nosotros, sino en ese país imperialista llamado EE.UU. Empecemos por Penélope, una chica de Alcobendas que empezó muy jovencita enseñando el pecho precisamente en una película con su futuro marido. Ya entonces cultivaba esa especie de acento entre andaluz y barriobajero que suena falso en cualquier caso. Sus méritos como actriz son muy discutibles porque también suele hacer de sí misma, es decir de chica del extraradio. El caso es que se las arregló para conocer a Tom Cruise y casarse con él en una boda bastante sospechosa que a ella le valió para hacerse un lugar en Hollywood y a él para acallar rumores sobre su condición sexual.

Entonces llegó Javier Bardem de conocida familia de activistas políticos, porque sus actuaciones profesionales no son nada memorable. Famoso por meterse en todos los tinglados a opinar de lo que no sabe. Especialmente cuando criticaba los ere's y él mismo había despedido a sus empleados en un negocio. Total, que no sé cómo se juntaron el hambre y las ganas de comer y, convertidos en nuevos ricos, se fueron a vivir a casa del enemigo donde han acumulado una importante fortuna. Lo cual no impide que sigan soltando perlas escogidas de vez en cuando y apoyando a su amigo Castro. Y entretanto han tenido dos pequeños activistas más. Con ese dinero yo también me hago hasta budista si hace falta.


3 comentarios:

  1. Qué difícil resulta que alguien comente cuando hay ideas políticas por medio, aunque sean extremistas al máximo como en este caso.

    ResponderEliminar
  2. Susana, nunca me han gustado ninguno de los dos, ni profesionalmente ni como personas, me caen bastante mal, les veo prepotentes y desdagradecidos y aunque yo, personalmente soy apolítica total, tengo un buen criterio sobre lo que está bien y lo que está mal y desde luego no me gustan los que apoyan a los que han sido dictadores, estafadores o asesinos. Así de simple.

    Besos Susana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto, además son prepotentes y antipáticos. Un beso.

      Eliminar

Espero vuestras opiniones siempre que vengan con educación y respeto.