Páginas vistas en total

Nubes sobre el Mar

Nubes sobre el Mar
Cuadro pintado por mi hija pequeña

viernes, 3 de julio de 2015

Las palabras se las lleva el viento

Por eso se dice que hay que dejar todo por escrito para que quede constancia y no haya problemas. La verdad es que el viento se lleva absolutamente todo: las palabras, las situaciones y las personas que las vivieron. Me da lástima cuando veo un mercadillo de cosas antiguas y pienso en la gente que compró esos marcos de fotografía sin saber que algún día acabarían en un mostrador, para que alguien que no los conocía tenga oportunidad de adquirirlos. Las cosas viejas tienen un cierto poso melancólico como de historia vivida. Por eso a mí en principio no me gusta comprar artículos de segunda mano. Me parece que se lo quito a alguien.

Pero no es más que una impresión mía. En otros países es muy habitual ese comercio. Si las cosas acaban en la calle, tanto más las palabras. Cuando me acuerdo de cuánto me han dolido algunas cosas que me han dicho o me he podido arrepentir de haberlas dicho yo, pienso que los humanos realmente somos muy poco realistas. Porque de otro modo nos daríamos cuenta de que nada tiene trascendencia pasada una generación. ¿Quién recuerda ya los nombres de sus bisabuelos, y siendo de la misma familia?. Es triste pero somos todos contingentes. Apenas quedamos en la memoria de los que nos conocieron. Y las palabras, con más razón, desaparecen.

4 comentarios:

  1. No siempre desaparecen. Si lo que dices ha hecho mella en alguien, lo recordará. Y, a veces, se recordará durante generaciones. Un besote.

    ResponderEliminar
  2. Es cierto pero es solo una minima parte de todas. Un beso.

    ResponderEliminar
  3. Especialmente en los compromisos, antes había lo que se llama "palabra de honor", hoy hay que dejar todo escrito...y ante notario. Con lo buenas que son las palabras, lástima que las desvirtuemos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uf, el honor ya no se lleva, ya sabes. Un beso.

      Eliminar

Espero vuestras opiniones siempre que vengan con educación y respeto.