Páginas vistas en total

Nubes sobre el Mar

Nubes sobre el Mar
Cuadro pintado por mi hija pequeña

martes, 22 de mayo de 2012

I'm sick and tired of always being sick and tired

De la canción de Anastacia: estoy enferma y cansada de estar siempre enferma y cansada. En mi caso tiene una interpretación literal, porque raro es el día en que no estoy enferma o cansada, o ambas cosas. Y otra interpretación psicológica, porque convivir con tantos adolescentes en casa es agotador. Unas personas que están definiéndose todavía a costa de enfrentarse a todo lo anterior, en otras palabras, a su madre, que representa cuanto han sido y lo que se opone al cambio. Pero al mismo tiempo necesitan apoyo moral y compañía. Entonces, hay que saber encontrar el término medio entre animar a alguien y al mismo tiempo aconsejarle sin que se moleste, y a veces es imposible.

Un equilibrio tan delicado que a menudo se rompe, acabando en discusión tus buenas intenciones de ayudar al otro. Entonces llega la tentación de mantenerse al margen, pero tu obligación como madre implica seguir insistiendo, aunque no te hagan caso, aunque protesten, aunque a veces te sientas enferma y cansada. Your love isn't fair.  You live in a world where you didn't listen and you didn't care... Tu amor no es justo, vives en un mundo donde no escuchas ni te importa. Los adolescentes son bastante egoístas, no lo pueden evitar. Viven en un mundo de aquí y ahora, y no escuchan otra cosa porque no les importa. Por eso alguien tiene que  seguir mirando hacia el futuro en su lugar. Por suerte, los buenos ratos compensan a los malos.

20 comentarios:

  1. Es una época dura, muy dura.
    Hay momentos en que piensas que no saldrás de él nunca.
    La buena noticia es que se sale, aunque parezca mentira.
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Supongo que luego lo echaré de menos cuando ya no estén en casa. Un beso.

    ResponderEliminar
  3. Totalmente de acuerdo contigo, No sabes como te entiendo. Besos
    Ana

    ResponderEliminar
  4. no se que decirte. me austa la adolescencia que se me avecina!!

    ResponderEliminar
  5. Ya me lo imagino. Es otra de las fases de la vida. Un beso.

    ResponderEliminar
  6. Ana. Pensaba que habías dejado de escribir y no tenía ya tu blog en el reader. Voy a ver si me pongo al día.

    ResponderEliminar
  7. Hola Susana: que difícil es educar a los hijos.
    A veces hecho en falta un libro de instrucciones! Animo.
    Abrazo. Jabo

    ResponderEliminar
  8. Desde luego, a veces es desesperante. Un beso.

    ResponderEliminar
  9. Desesperante pero que seria de nuestra vida sin esos pequeñajos que nos alegran la vida aun en crezcan y nos saquen de quicio jejeje....!!! un beso guapa y animo que tu puedes con todos juntos...!!!

    ResponderEliminar
  10. No te envidio.
    Ya.
    Soy egoísta.
    Pero no te envidio.

    ResponderEliminar
  11. Te doy toda la razón, yo tengo uno de 18 y parece que son tropecientos los que tengo, pero de todo se sale...digo yo.

    Un placer verte en mi casita, bienvenida.

    Besos.

    ResponderEliminar
  12. Estela. Parece que me conoces. Sí que lo tienen difícil conmigo. Soy tan cabezota como ellos.:)
    Toro salvaje. Pues no te creas pero yo no los cambiaría por nada.
    Besos.

    ResponderEliminar
  13. Pues nosotros somos los que deberíamos vivir como lo hacen los adolescentes, pensando en el aquí y ahora, sin pensar en el futuro.
    Besos y gracias por pasarte por mi blog.
    Encantada de conocerte,

    ResponderEliminar
  14. Ion-laos. No me explico cómo aguanta la gente que tiene más de tres adolescentes. Tú también eres bienvenido. Un beso.

    ResponderEliminar
  15. Metamorfosis. No dudo que sea mejor pero a la larga no funciona. Un beso.

    ResponderEliminar
  16. Así es querida amiga, la adolescencia no es un período fácil ni para los padres ni para los mismos chicos. Nadie nos ha enseñado a ser padres ni a enfrentar cada etapa en las que nos toca estar con ellos aconsejándolos de la mejor forma posible. Por esa razón no está nada mal pedir ayuda cuando sea necesario. Nadie es una súper mamá o un súper papá, y por supuesto que podemos equivocarnos, cansarnos y enfermarnos. Lo importante es prestar atención a loas señales de agotamiento y parar un poco antes de que sea demasiado tarde. Si yo como persona no me siento en buenas condiciones es muy difícil que pueda cumplir con mi rol de madre como corresponde! Un abrazo Susana y feliz martes!

    ResponderEliminar
  17. pues si ya me dan guerra con pocos años... creo que me voy a una residencia para cuando cumplan 18...

    un beso. Susana...

    ResponderEliminar
  18. Lady Blue. Mis hijos ya saben que cuando no puedo más es inútil insistir. Gracias.
    Marea. A los dieciocho dan otra clase de guerra.:)
    Besos.

    ResponderEliminar
  19. La funcion de madre es para toda la vida, hasta el final tenemos que cargar con nuestro altoparlante y decirles cosas.


    bexos

    ResponderEliminar
  20. Es cierto. Aunque no nos quieran escuchar. Un beso.

    ResponderEliminar

Espero vuestras opiniones siempre que vengan con educación y respeto.