Páginas vistas en total

Nubes sobre el Mar

Nubes sobre el Mar
Cuadro pintado por mi hija pequeña

jueves, 7 de marzo de 2013

Echándole leña al fuego

Como bloguera desde hace casi siete años, a menudo tengo la tentación de escribir cosas agradables o curiosas para caer bien a la gente y que entren muchos en el blog y me feliciten. A todos nos gusta tener amigos aunque sean virtuales. Pero entonces me acuerdo de que no estoy aquí para eso. Que tengo que hablar de temas polémicos con los que incluso algunos de mis amigos no están de acuerdo, y tengo que intentar que comprendan mi punto de vista. Y se me hace muy cuesta arriba, pero qué le voy a hacer, si esto hace mucho que dejó de ser una página personal para convertirse en algo reivindicativo y ya no podría volver atrás aunque quisiera.

Homosexualidad. Vuelvo a repetir que no tengo nada en contra de los homosexuales, aunque sigo pensando que lo suyo no es de nacimiento, no es un estado natural, sino una consecuencia psicológica de alguna experiencia de su infancia. Aún así, me da igual si se emparejan entre ellos y quieren llamarlo matrimonio, aunque para mí no lo sea. La cuestión es que no estoy de acuerdo en absoluto con que adopten niños. Creo que los hijos deben estar a ser posible con sus padres biológicos, y de no ser así, con un hombre y una mujer. Porque no es cierto que seamos iguales y, para construir su identidad, un niño necesita tener un ejemplo masculino y otro femenino, al menos, en su vida.

Por supuesto, lo de fabricar niños a la carta me parece una aberración. En primer lugar, porque en ese proceso siempre se descartan embriones (otros niños). En segundo lugar, porque aunque no ejerza, sigue existiendo un padre o madre biológico que nunca conocerá a su hijo (el donante). En tercer lugar, naturalmente, porque el niño tiene derecho a convivir con sus padres biológicos y demás parientes consanguíneos. En cuarto lugar, porque un hijo no es un bien de consumo. Si una unión es estéril por si misma (homosexual) no se puede ir contra la naturaleza. En quinto lugar, porque los hijos deberían ser el fruto del amor de una pareja heterosexual, no un capricho de cualquiera.

Y ya conozco los argumentos de que si algunos padres no se quieren, algunas parejas homosexuales se quieren mucho... Aquí nadie pone en duda sus sentimientos. Estoy hablando del derecho de un ser humano a tener una infancia lo más normal posible.

19 comentarios:

  1. Si aceptamos que el amor es el único fundamento de la familia, ¿qué nos impediría aceptar también la pederastia, la zoofilia o el incesto?.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué tiene que ver el amor con la pederastia, la zoofilia o el incesto?? ahí te has pasado...

      Eliminar
    2. Todo. Ellos también creen que se aman, o piensas que no...

      Eliminar
  2. Y para muestra un botón. Aquí tenéis un comentario anónimo que recibí ayer:

    el grado de ignoranci al que llegan los intolerantes y autoritarios "normales" es irrisorio. Nloqueados mental y emocionalmente por siglos de estupidas culturas pretenden negar que tanto niños como adultos pueden relacionarse sexualmente sin obtener ningun daño, a cambio de esos crian a sus hijos en el odio y en el miedo en vez de enseñarles a disfrutar de las cosas maravillosas de la vida. Gracias dios por haberme hecho pedofila y a mis chicos por hacerme tan feliz cada dia. Mientras los "normales"siguen apuntando con el dedo, discriminando y censurando a los que opinan diferente. en Confirmando mis palabras

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aunque existen muchos pedófilos en el mundo, también cabe simplemente no dar crédito a comentarios Anónimos cuyo propósito puede ser nada más escandalizar.

      Eliminar
  3. Sin palabras me quedo al leer este comentario, que de verdad creo que son fruto de alguien enfermo. En su sano juicio no puede haber una persona que de gracias a un Dios en el que no cree por ser pedófila. Y cito sus propias palabras . Impresionante
    Besos
    ANA

    ResponderEliminar
  4. Son unos intolerantes, Susana. Prescinde de ellos. Ademas, incultos e ignorantes.

    ResponderEliminar
  5. Yo también me quedé helada cuando lo vi. No sé si debería enseñárselo a la policía. Estaba en el artículo que relaciona homosexualidad y pedofilia. Alguien que pone Dios en minúsculas está claro que lo utiliza como expresión nada más. Un beso.

    ResponderEliminar
  6. Voy a comentar el comentario anónimo, más que nada porque sobre los otros temas ya he comentado en otros momentos en que los has tratado.

    Estoy con Silvia, el anónimo que ha escrito eso sólo quiere escandalizarte, pero de cualquier manera es un tarado, hay cuestiones sobre las que no se puede bromear ni confundir, muy pocas bajo mi punto de vista, pero ésta es una de ellas.

    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso espero, que sólo sea un tarado, pero el caso es que la pedofilia existe por desgracia. Un beso.

      Eliminar
  7. Hola, ante ese comentario deberías de denunciarlo en una comisaria. en serio. Se puede perfectamente ver de donde viene el comentario aunque ponga anónimo. Te sugiero que lo hagas.
    Existe una división específica de la guardia civil para estos delitos. La pedofilia es un delito.
    Es mi humilde opinión.
    Besazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, le diré a mi hija que se lo comente a un amigo suyo que es Guardia Civil a ver qué opina. Un beso.

      Eliminar
  8. Bravo Susana. El derecho del niño lo primero. Los hijos deben ser fruto del amor y no del egoísmo. Te leo siempre aunq mi presencia sea medio visible. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias. Sé que mucha gente opina como yo aunque no se atrevan a decir nada. Que algo sea legal no quiere decir que sea bueno. Un beso.

      Eliminar
  9. Gracias también a los que no han comentado porque no están de acuerdo pero respetan mi opinión.

    ResponderEliminar
  10. Me gustaría saber tu opinión sobre este artículo:

    www.elmundo.es/elmundo/2013/03/07/ciencia/1362686534.html

    Gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Está muy claro. Hay animales con tendencias homosexuales, como también los hay con patologías psiquiátricas y con diabetes. Se parecen mucho a nosotros. Un saludo.

      Eliminar
    2. O también se podría aplicar el refrán: a falta de pan, buenas son tortas. Es decir, que van con otros machos cuando no tienen acceso a hembras.

      Eliminar

Espero vuestras opiniones siempre que vengan con educación y respeto.