Páginas vistas en total

Nubes sobre el Mar

Nubes sobre el Mar
Cuadro pintado por mi hija pequeña

martes, 16 de octubre de 2012

Estar bien

No exagero nada cuando digo que yo habitualmente no me encuentro bien. No por nada grave afortunadamente, pero sí por muchas pequeñas molestias. Haciendo memoria recuerdo que sobre mediados de septiembre llevaba unos diez días mareada. No sé si fue por una medicación que me habían mandado para la artrosis de las rodillas. Después de eso, tuve un ataque de migraña fuerte complicado con la sinusitis que me aqueja habitualmente. Ya se me había pasado, cuando me levanté un día con una tortícolis tan grande que no podía mover la cabeza a un lado ni al otro. Así que fui a darme un masaje, que me mejoró mucho, pero sin acabar de quitarme la tendinitis que me había quedado en el brazo izquierdo. De todos modos, cuando ya estaba mejor, me empezaron a doler terriblemente las varices. Y pasado esto me he cogido un buen catarro.

Así que ya estamos otra vez a mediados y ahora ando coja de la pierna derecha. Como me suele ocurrir, los analgésicos que tomo me harán daño, bien al estómago, bien al hígado; con lo cual me volverán los mareos. Se me olvidaba incluir los episodios intestinales debidos al colon irritable, aunque no es un tema agradable de tratar; así que sólo diré que sufro de cólicos agudos. Tengo un estante de la cocina lleno de medicamentos para todos mis síntomas y algunos que no me da tiempo a tomar, porque interfieren unos con otros, como el omeprazol y las vitaminas. Lo raro realmente es el día que me encuentro del todo bien y no necesito ninguno. En fin, supongo que forma parte de mi destino. Conociendo otros casos me doy por contenta con esto.

20 comentarios:

  1. Siempre hay casos peores, el que no se consuela es porque no quiere.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Son sólo molestias, pero una detrás de otra. Un beso.

      Eliminar
  2. Sólo me queda decirte que tengas paciencia y que sigas todas las indicaciones de los médicos. Ánimo
    Besos
    Ana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué remedio me queda... Gracias. Un beso.

      Eliminar
  3. Desde luego, aún pensando que si no tienes nada grave, hay que dar gracias, acostumbrarse a vivir siempre con molestias y sin estar bien del todo, debe ser pesado y triste, porque además las molestias físicas y lo sé por experiencia, terminan atacando tu estado de ánimo y eso casi es peor.
    Muchos besitos y paciencia.

    ResponderEliminar
  4. Me alegro de que me comprendas tan bien. Hay mucha gente que no entiende que es difícil levantar el ánimo y estar activa cuando no te encuentras bien. Desde ayer me ha vuelto el catarro y ando todo el día con el pañuelo en la mano. Parece que no pero también cansa. Un beso.

    ResponderEliminar
  5. Ánimo¡¡¡; hay quien dice que apartir de una edad si no te duele nada es que estás muerto.

    Yo echo de menos cuando dormía de un tirón ... Uff, que tiempos¡¡¡¡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también... Lo que ocurre que yo ya desde jovencita andaba siempre con molestias. Ya debería estar acostumbrada. Un beso.

      Eliminar
  6. ¡Ánimo! Un día a la vez, y todo el auto-apapacho posible.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias. De momento ando mejor de la cojera aunque sigo con la tendinitis del brazo izquierdo. El apapacho supongo que es algo bueno.:) Un beso.

      Eliminar
    2. Sí, el auto-apapacho está siempre disponible: acaríciarnos como a una hija, darnos "premiecitos" :)

      Eliminar
  7. Animo. Puede parecer una tontería, pero yo creo que en los pies esta parte de solución a los dolores del cuerpo, supongo que a mi me funciona...
    Mi consejo, no decaigas nunca! El cuerpo se envejece, la mente continua lúcida mucho tiempo.
    Por cierto, hoy acabo de empezar mi blog, y me gustaría que me aconsejasen.. estoy perdida.. jejeje

    Un saludo!!!!!!!!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si te refieres a la reflexología podal, tendré que probarlo. Intento no decaer. No es que yo pueda aconsejarte mucho. Soy autodidacta. Bienvenida. Un beso.

      Eliminar
  8. Ya que a alguien le importa tanto, la tendinitis no se me ha pasado porque viene de una contractura que tengo en el cuello. Hay que explicarlo todo... Y luego dicen que mi blog no les interesa, pues menos mal.

    ResponderEliminar
  9. ¡¡Ánimo!! Ya sé que suena a tópico pero creo que los ánimos siempre son bien recibidos. Es cierto que las molestias aunque sean pequeñas, acaban repercutiendo en el ánimo. Porque lo más desesperante es que el dolor aunque no sea fuerte, no acaba nunca y se convierte en una pequeña tortura. Pequeña, pero tortura al fin.
    Besazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los ánimos ayudan mucho aunque no lo parezca. Mi marido lo tiene peor: tiene artrosis en las manos y le duelen al escribir. Esa clase de molestias crónicas te pueden amargar la vida si no tienes mucho apoyo. Un beso.

      Eliminar
  10. como te comprendo. Yo también viajo cargada de pastillas. Todos me dicen que tenga paciencia pero me doy cuenta de que los que estan sanos no valoran la suerte que tienen. Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hoy tengo otra vez sinusitis y lo único que me alivia un poco es el nolotil. No debería tomar tantas pastillas, pero si no no puedo llevar una vida normal. Un beso.

      Eliminar

Espero vuestras opiniones siempre que vengan con educación y respeto.