Páginas vistas en total

Nubes sobre el Mar

Nubes sobre el Mar
Cuadro pintado por mi hija pequeña

miércoles, 10 de octubre de 2012

Entre la espada y la pared

Insisto en que soy feliz, con mi familia, con mi vida, con mi trabajo entre comillas, que es éste. Pero lo soy siempre que procure no pensar demasiado. Mi madre ha mejorado un poco dentro de lo que cabe, pero mi padre está cada día peor, y es que son ochenta y seis años. Mi hijo ha vuelto a empezar el curso con la misma mezcla de buenas intenciones y falta de voluntad. Lo toma como un hobby, y claro así no funciona. Yo ya tengo gastada la garganta de intentar explicarle que la vida no es así, que no se pueden perder años enteros sin hacer nada por que la juventud no dura para siempre y hay que ganarse el pan.

Así que me da rabia, porque pienso que podría ser completamente feliz si no fuera por todo esto. Pero supongo que esa felicidad es utópica, no existe. Si no fueran estos problemas serían otros. Porque cuando mis hijos eran pequeños estaban siempre malos. Y cuando podíamos viajar con ellos no teníamos dinero para nada. Si tenemos dinero, no tenemos tiempo. Y si tenemos las dos cosas entonces nos falla la salud. Dicen que lo importante es saber disfrutar de la vida a pesar de los inconvenientes, y yo lo intento, de verdad. Pero soy incapaz de olvidar estas cosas ni por un momento, y tampoco creo que deba hacerlo.

25 comentarios:

  1. Difícil, sí, no se puede tener todo, es más, a veces no tenemos problemas y los inventamos, el caso es complicarnos la vida, por eso es bueno, o a mí me funciona al menos, mirar atrás y pensar en gente que está mucho peor.
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde luego, siempre hay gente peor, y algunos que lo llevan bastante bien. Un beso.

      Eliminar
  2. Se ha de ser feliz contando con las contradicciones, contrariedades, ... Así es la vida, lo otro es pelicula, ficción.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La vida ideal no existe, pero es que a veces te coinciden los problemas y sobretodo se alargan en el tiempo sin que veas el final. Un beso.

      Eliminar
  3. Quizá un cambio de vida sea la solución. Aunque no sé hasta qué punto sería positivo. Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uno puede intentar cambiar, pero cambiar a los demás ya es más complicado. Un beso.

      Eliminar
    2. No es una buena idea tratar de cambiar a los demás.

      Eliminar
  4. Hola Susana, en mi caso intento vivir mi vida lo más alegre posible con todo lo que tengo a mi alrededor, sobre todo valorando la presencia y el amor de mi familia. Intento conectarme conmigo misma, escuchando mis mundo interior, para así poder resolver de mejor forma mis problemas, siempre a partir de lo que siento y pienso. Creo que ser feliz es actuar con libertad. No es difícil si pensamos que esa libertad depende de cada uno conseguirla, no te la regalan los demás. Me ha gustado leerte una vez. Cariños!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tengo libertad para no involucrar los sentimientos pero no deseo utilizarla. Un beso.

      Eliminar
    2. Me identifico con esa intención de Carolina. Lo pondré en mi blog :)

      Eliminar
  5. En mi opinión, la felicidad depende de uno mismo, no de las circunstancias. Si así fuera, algo siempre desentonaría y a eso algo le achacaríamos la infelicidad. Es, claro, mi opinión. Ánimo y beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así debería ser al menos, pero mis sentimientos son incontrolables. Un beso.

      Eliminar
  6. Ya sabes.....la felicidad son pequeños momentos Susana. Un beso

    ResponderEliminar
  7. Me has hecho pensar en una cita, que recogí en mi blog hace nada más que dos días:
    “Cuando no tienes dinero el problema es la comida. Cuando tienes dinero, lo es el sexo. Cuando tienes ambos, es la salud. Cuando todo va bien, entonces uno teme a la muerte” (James Patrick Donleavy).

    ResponderEliminar
  8. Los problemas son parte de la vida. Lo que hay que tratar es que mantenerse ecuanime sin que estos le quiten los deseos de vivir y la alegria. En cuanto a los hijos que son cabeza dura la vida se encarga de ellos; desafortundamente algunos aprenden a la mala. Como madres sufrimos eso.

    Un abraXo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A la mala tendrá que ser, me temo. Un beso

      Eliminar
  9. LO IMPORTANTE ES QUE HAGAS LAS COSAS PENSANDO QUE HACES LO CORRECTO. TU HIJO, MAS TARDE O TEMPRANO, SABRÁ VALORAR LO QUE HACES, Y EN CUANTO A LA SALUD, SON RACHAS QUE SE PASAN Y POR DESGRACIA LAS PERSONAS MAYORES NO SALEN DE UNA Y ENTRAN EN OTRA. SOLO PUEDO DESEARTE ÁNIMO Y FUERZA Y SOBRE TODO MUCHA PACIENCIA. BESOS
    ANA

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con mis padres nunca puedo estar tranquila. Ayer mismo mi padre se cayó al suelo. Un beso.

      Eliminar
  10. ¡¡¡Mucho ánimo!!! Y paciencia
    Besazo

    ResponderEliminar
  11. Tú misma lo dices, si no fueran estos problemas serían otros, creo que además el ir superándolos es la salsa de la vida, lo importante es priorizar, lo importante es la familia, trabajar para vivir y no vivir para trabajar y esas cosas, ¿que se estropea el ordenador?, pues es un problema, pero ya relativo, tiene solución, y sencilla, es cuestión de dinero.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo peor es cuando los problemas no son tuyos pero los sufres igual. Un beso.

      Eliminar

Espero vuestras opiniones siempre que vengan con educación y respeto.