Páginas vistas en total

Nubes sobre el Mar

Nubes sobre el Mar
Cuadro pintado por mi hija pequeña

miércoles, 12 de septiembre de 2012

Derechos y torcidos

Hace tiempo escribí sobre un anuncio que decía: tengo derecho a tener unas gafas de marca. Ahora lo han cambiado un poco y dice: quiero tener varias gafas de marca, para que me combinen con la ropa. Como se puede ver, unas reivindicaciones muy justas. Hay derechos en la vida que son irrenunciables, como son los derechos humanos, principalmente a la vida o a la justicia o la educación. Sin embargo, todo derecho lleva implícita una obligación. Por ejemplo: para hacer uso de los servicios estatales de salud se supone que tienes que cotizar a la Seguridad Social y para tener derecho a lo demás deberías haber pagado impuestos.

Porque el caso es que nuestros derechos dependen de la posibilidad real de llevarlos a cabo, que a su vez depende de nuestra cotización. No podemos decir que tenemos derecho a una casa si no estamos dispuestos a trabajar y ganar de dinero para pagarla. No tenemos derecho a un coche o a tener el carnet de conducir. Eso tiene que ganárselo cada uno. Nuestros hijos no tienen derecho a paga, sino que los padres son libres de dársela si consideran que se la merecen. No tenemos derecho a tener hijos. Tenemos esa posibilidad junto con la obligación ineludible de cuidar de ellos. Es decir, los derechos se los tiene que trabajar cada uno, y siempre que no choquen con derechos ajenos.

20 comentarios:

  1. Hemos creado uina sociedad reivindicativa, y ekl personal reivindica sin orden ni concierto, sin autocrítica y sin educación.

    ResponderEliminar
  2. Cuando alguien se acostumbre a que le den todo gratis resulta muy complicado convencerle de que eso no es lo normal. Un beso.

    ResponderEliminar
  3. A veces te sales, y hoy es uno de esos días. Impecable

    ResponderEliminar
  4. La cosa para mí no es ya el no tener derechos, que lo tenemos, sino en confundir las cosas, yo tengo derecho a una vivienda digna, no a que me la regalen, es decir, a ver si me explico, nadie me puede impedir que con lo que saco de mi trabajo me compre una casa, ¿se entiende?.

    Pero a lo que íba, hay derechos, por supuesto, pero también deberes, deberes que nos pasamos por el forro, yo trabajo sin cotizar, como trabajo sin cotizar no colaboro a la caja común de la que nos proveemos de servicios públicos, como además, al engañar a todos, en teoría no tengo ingresos pues tengo acceso a muchas más ayudas que los que si van de legales por la vida, becas, vivienda social... la trampa es doble, es abusar de esos presuntos derechos.

    ¿Y el deber de colaborar a mantener el sistema?, ¿dónde queda?.

    Espero que se haya entendido, lo acabo de releer y no me ha quedado muy claro ni para mí mismo :D

    Besos querida.

    ResponderEliminar
  5. Creo que ha quedado muy claro. A mí también me ha costado explicarlo. Un beso.

    ResponderEliminar
  6. Creo que existen unos derechos humanos, que deberían escribir con mayúsculas, que tendrían que ser irrenunciables, de ahí al nivel de edulcorante que cada uno quiera o pretenda es muy subjetivo. En cualquier caso hay que sembrar para después poder recoger, como casi todo en la vida.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ocurre como con las medicinas. Yo las he pagado siempre y ahora me choca que se queje tanto la gente de tener que pagarlas. Teniendo en cuenta que España es uno de los primeros países en consumo de teléfonos inteligentes y demás cacharrillos, no me creo que no les quede dinero para los medicamentos. Un beso.

      Eliminar
  7. Hemos convertido necesidades en derechos.
    Yo tengo necesidades, que para mí son imprescindibles, pero en muchos casos no pueden ser derechos.
    Hemos llegado a la tontería del "Yo tengo derecho a ser feliz" Vale. :D
    Besazo

    ResponderEliminar
  8. Es cierto. El derecho a la felicidad es otro absurdo. La felicidad no se puede garantizar por ley y depende de cada uno. Un beso.

    ResponderEliminar
  9. Nunca he entendido esos derechos que creen tener los niños sobre las cosas actualmente.....Tienen "derecho a paga, a nintendo, a......." Se me escapa a mi entendimiento Susana esto de los "derechos adquiridos" que digo yo....Un besote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los niños y no tan niños... A mí lo que me horroriza es el derecho a tener hijos, como si fuera un bien de consumo. Un beso.

      Eliminar
  10. Muy buena entrada. Es cierto, ahora tenemos derecho a todo (incluso a lo que no hay derecho)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se confunde el derecho con el capricho de cada cual. Un beso.

      Eliminar
  11. Donde nace una necesidad surge un derecho y para cubrir nuestras necesidades hay que pagar. Así funciona el sistema, no veo ni la más remota posibilidad de que esto cambie algún día y todos podamos vivir, comer, educarnos, etc, etc, gratis. Muy interesante entrada Susana, un gusto leerte como siempre. Un beso!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para tener los servicios gratis tendríamos que soportar un régimen político como el soviético, donde todos tenían derecho a un mínimo cercano a la miseria, y algunos vivían a lo grande. Un beso.

      Eliminar
  12. Lo que pasa es que hay algunos que se piensan que sus derechos son los únicos que deben existir sin importarles los de los demás. Y los derechos deberían ir ineludiblemente de la mano de los deberes. Besos
    Ana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pero no existe justicia sin igualdad de derechos. Un beso.

      Eliminar
  13. Susana imagina las necesidades humanas en plan la piramide de Maslow... las necesidades fisiologicas y las de seguridad son las primeras, es decir comer, tener un techo, que no nos maten, asistencia sanitaria, descansar... estas necesidades han de ser cubiertas antes de continuar, en este orden de cosas no es lo mismo tener derecho a la propiedad privada, a sanidad a justicia a una vivienda que tener derecho a ir a la moda. Las primeras necesidades son básicas luego deben ser cubiertas y si no lo son deben ser reivindicadas antes y de forma mas contundente que las demás.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De acuerdo, pero no se puede pedir sin más, sin poner nada de tu parte. Un saludo.

      Eliminar

Espero vuestras opiniones siempre que vengan con educación y respeto.